Reflexiones a propósito del Día Mundial de la Tierra

Tenía cerca de seis años, mi hermano mayor le dijo a la Carmelita, mi madre, “mañana muy temprano pasaré a buscar a Heriberto, lo llevo para  la  cordillera”. Ese día casi no dormí pensando en cómo sería ese lugar. Había escuchado hablar de él, los mayores de la familia solían pasar sus vacaciones en el Parque Inglés.
Muy temprano me levanté, me prepararon pollo, pan, fruta, huevos duros y unas bebidas y me pasaron a buscar. Subí a la camioneta y comenzamos el viaje, mi primer viaje.
El camino fue fascinante, tomar agua en el chorro de la Teresa, pasar el puente Pancho, mirar  el Velo de la Novia, las 7 Tazas y llegar a Parque Inglés.
Lo primero que hicimos fue caminar al  río y al llegar a éste, mis ojos visualizaron  el agua más cristalina que habían visto. Desde entonces, todos los años visito ese lugar y siempre me siento en las mismas rocas donde estuve cuando era niño a escuchar esa sinfonía, de corrientes de agua golpeando las rocas.

Codicia infinita
“Todo nuestro ser moderno, en cuanto no es debilidad sino poder y conciencia del poder, se presenta como pura hybris (orgullo sacrílego) e impiedad… Hybris es hoy toda nuestra actitud con respecto a la Naturaleza”,  Friedrich Nietzsche – Genealogía de La Moral.
Si entendemos por   valor moral todo aquello que lleva al hombre a defender, crecer en su dignidad de persona, acompañado de reglas que rigen la conducta de un ser humano en concordancia con la sociedad y consigo mismo, entonces la forma con que tratamos y nos relacionamos con la Naturaleza está muy lejos de ser moral.
La habitabilidad está amenazada, pero la amenaza no proviene de un defecto de intervención humana sino más bien de un exceso irracional de ésta. Nuestro tiempo es la era de la crisis ecológica global, una crisis civilizatoria.
Muchas veces pensamos que las grandes catástrofes ambientales están lejos de nosotros, pero cuando nos toca vivirlas de cerca, los pensamientos que rodean nuestra mente es desconcierto, tristeza, abandono, asombro y una molestia contenida.
La actual crisis ecológica resulta de una triste relación  entre hombre y medio ambiente. Se está  destruyendo la Naturaleza sin ningún imperativo moral. Estos escritos no tienden a abandonar el proceso de crecimiento en cuanto a la producción se trata, más bien a que atendamos con premura el aprender a enfrentarnos con ética y moral al comportamiento que tenemos con la naturaleza. No podemos seguir dañando y destruyendo la vida como bárbaros. Parece caracterizar nuestra psiquis cierta inercia, pereza o adormecimiento, una codicia infinita.

Herramientas
El punto de partida para esta  reflexión es básicamente porque hoy afecto mi espíritu y el de todos los molinenses, nuestro refugio, nuestro nicho, nuestra  joya más preciada ha sido herida, gravemente.
Aún no podemos dimensionar el tremendo daño ecológico al Parque Nacional Radal 7 Tazas. Se dañó la historia de vida de nuestros padres, de nuestros abuelos, de nuestros hijos, como es posible que aún no seamos capaces de vivir relacionándonos con nuestro medio ambiente. Me cuesta entender y creo que no está dentro de mi esquema mental que existan seres humanos dotados de las mismas capacidades que todos tenemos y que no entiendan que vivimos en un momento histórico  y que es de nuestra  responsabilidad el cuidado de todas las especies que habitan la Tierra.
Una tarea esencial de nuestro pensamiento es el cultivar colectivamente una mirada de respeto a esas especies que viven en relación con nosotros.
Tenemos las herramientas, tenemos la creatividad y ya no caben más discursos sino acciones, educativas, culturales, jurídicas, para la protección de la Tierra, porque está en cuestión la vida, la vida de todos nosotros.

Por Heriberto Acuña

Be Sociable, Share!
Archivado bajo: Actualidad,Ciencia,iNet,Principal |
This movie requires Flash Player 9
Manuel dice:
Muy buena reflexión amigo, te felicito, y como dijo alguien por ahí “si los humanos no existieran el planeta seguiría tal como es y mejor, pero si algún otro ser vivo es dañado o desaparece estamos de inmediato en problemas”, no somos nada…